prueba

imema - Instituto Médico Estético de Madrid

RESERVA TU CITA: Teléfono imema Instituto Médico Estético de Madrid

Guía para ser un buen paciente de cirugía estética

cirugía estética, plástica o reparadora

Aunque en principio, cualquier persona puede someterse a un procedimiento de cirugía estética, plástica o reparadora, lo cierto es que antes de dar el paso habrá que acudir a una consulta previa con el cirujano. Evidentemente, este profesional cualificado es la persona que debe valorar en qué casos la mejor solución será pasar por el quirófano y qué tratamiento será el más adecuado en cada caso concreto. Cuando el doctor, en consenso con el paciente, se decanta por una técnica determinada, deberán realizar una planificación adecuada y tener en cuenta algunos aspectos que pueden influir en la correcta recuperación del paciente o en los resultados que se espera conseguir con la intervención.

Aunque pueda parecer que no existe relación, fumar es una limitación a la hora de someterse a uno de estos tratamientos. Este hábito no sólo es malo para la salud del paciente, sino que conlleva unos riesgos a la hora de realizar una intervención quirúrgica. Las cifras son, cuanto menos, sorprendentes: el tabaquismo incrementa en un 300% los riesgos de la intervención y, además, ralentiza enormemente el proceso de curación. En cualquier caso, los pacientes nunca deben mentir sobre este hábito, ya que puede ser peligroso para el transcurso de la operación.

La consulta previa con el doctor es muy importante, durante esta cita, el médico nos hará varias preguntas y deberemos ser sinceros en nuestras respuestas. Los medicamentos que estamos ingiriendo también son una cuestión de peso a tener en cuenta antes de someterse a cualquier procedimiento. A la hora de hacer un listado con los fármacos que tomamos habitualmente, deberemos señalar tanto aquellos que adquirimos con receta médica como los que no han sido prescritos por un facultativo. El motivo es muy sencillo, algunas de estas medicinas pueden tener efectos secundarios que pueden ocasionar complicaciones durante la intervención.

Cualquier cirugía puede asustar al paciente que se ve a someter a la misma, pero lo cierto es que los médicos analizan todas las situaciones y asesoran sobre la técnica más adecuada en cada caso. Siendo sinceros con el cirujano, sometiéndonos a las pruebas previas para verificar nuestro estado de salud y teniendo una vida sana y equilibrada el porcentaje de éxito en estas intervenciones es muy elevado, por lo que no hay nada que temer.

Desde Clínica IMEMA, queremos destacar que la dieta también es importante a la hora de pasar por el quirófano. En cualquier caso, si estás planteándote someterte a un proceso de cirugía estética, siempre puedes realizar una consulta para analizar cuáles son tus posibilidades y qué expectativas puedes tener respecto al procedimiento.

This entry was posted in Medicina Estética and tagged , , , , , . Bookmark the permalink.

Deja un comentario